Hoy, 28 de abril, se celebra el Día Mundial de la Seguridad y Salud en el Trabajo. En el presente año 2022, la celebración se centra en la participación y el diálogo social en torno a la creación de una cultura de seguridad y salud positiva.

Por consiguiente, es una fecha propicia para que todas las partes involucradas sostengan un diálogo social eficaz acerca del mejoramiento de las políticas y estrategias que conlleven a la mejora continua de las condiciones de seguridad y salud de los trabajadores en el entorno laboral de las empresas y organizaciones.

De igual manera, para el fortalecimiento de la cultura de Seguridad y Salud en el Trabajo, donde los trabajadores comuniquen con libertad sus preocupaciones inherentes a los riesgos y peligros en el lugar donde desarrollan sus actividades y la alta dirección se muestre colaborativa y aporte soluciones convenientes. Paro lograr esta cultura es necesario instaurar entre todas las partes una comunicación abierta y un debate fundamentado en el respeto y la confianza.

 

El Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo empezó a celebrarse en el año 2003, por iniciativa de la Organización Internacional del Trabajo, OIT. En esta cita anual, que tiene lugar cada 28 de abril, se promueve la prevención de los accidentes del trabajo y las enfermedades profesionales. Es una campaña de sensibilización dentro de la estrategia global de la OIT, destinada a centrar la atención internacional en la magnitud del problema y en la creación y la promoción de una cultura de seguridad y salud que contribuya a reducir el número de muertes y lesiones relacionadas con el desarrollo de actividades laborales.

Sin duda, es responsabilidad de cada uno de nosotros evitar las lesiones y muertes en el trabajo.

  • Los gobiernos deben desarrollar políticas, programas y sistemas de inspección y vigilancia para hacer cumplir la legislación en materia de seguridad y salud en el trabajo. 
  • Los empleadores son responsables de garantizar que el entorno de trabajo sea seguro y saludable. 
  • Por su parte, los trabajadores tienen la responsabilidad de trabajar de manera segura, protegerse y no poner en peligro a otros; así mismo, conocer sus derechos y participar en la implementación de las medidas preventivas.

En conclusión, priorizar e invertir en la prevención de los accidentes laborales y las enfermedades profesionales dentro de los programas en seguridad y salud en el trabajo ayuda a la sostenibilidad de las economías, garantizando así una mano de obra sana y productiva.

La Presidencia, la Rectoría, los profesores-tutores y el personal administrativo de la Escuela de Tecnologías de Antioquia hacen un reconocimiento a los egresados y estudiantes del programa de Tecnología en Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo en esta fecha tan especial.